CAMBIA
CURSO DE INMERSIÓN EN BREFINGS REALES
En publicidad todo el mundo usa gafas. Solo que nadie ve lo mismo. Hay quienes usan las que solo dejan pasar el temor a lo nuevo, el aburrimiento como estrategia de convicción, los tópicos como hallazgo, la invisibilidad como mejor arma.

Y luego está aquello que quiere ver aquel que vaya a contratarte.
CURSO DE RESISTENCIA A FUEGOS REALES
El problema es que las gafas que usa un director creativo son distintas en cada caso. Uno las usa para ver anuncios graciosos. Otro las emplea para ver anuncios sofisticados. Otro solo quiere ver anuncios que rimen. O que hablen de su madre. O en los que salgan perros. O que solo entienda el cliente. O que no entienda ni el cliente. Puedes intentar ver lo mismo que ve cada uno de ellos; es decir, lo que cada uno entiende por publicidad creativa.

Pero es eso, no hay dos gafas iguales. Cada uno ve lo que ve. Quien vaya a contratarte comprará tu mirada, la forma en que ves la creatividad. Pero las gafas tienes que buscarlas tú. Y más vale que te sirvan para ver algo bueno, algo realmente bueno. Porque quienes trabajan en el departamento creativo de una agencia, de una buena agencia, usan bien sus gafas.

Y no solo para reconocer un buen anuncio cuando lo imaginan. Sino para que quienes tienen que aprobarlo, lo vean igual de claro. Ver es también hacer ver.

Antes o después, necesitarás que uno de esos directores creativos te vean.

¿Quieres dedicarte a la creatividad publicitaria?
Vas a necesitar gafas.
CURSO DE ELABORACIÓN CON MATERIALES DUDOSOS
Siempre es complicado hablar del trabajo que avala lo que dices acerca de publicidad creativa. Por eso es mejor si lo hacen otros ojos. Con gafas o sin ellas, los ojos de algunos de los mejores creativos de su tiempo han premiado nuestro trabajo. En Cannes, en Chicago. En Nueva York. En el Fiap. En San Sebastián. En los Épica. Y ahora, lo que realmente importa:

Importa entender que las agencias en las que deberías querer trabajar están llenas de gente con talento. Con mucho talento. Y no menos experiencia. Aprender a hacer anuncios es aprender a existir en ese ecosistema. Y es muy exigente. Nuestro curso de creatividad publicitaria es un curso práctico. La supervivencia lo es. El objetivo es practicar con casos reales e irreales. Con briefings posibles y otros imposibles. Porque en nuestra escuela creativa te encontrarás ambos. Y es un curso exigente, por cierto.
CURSO DE AVANCE EN LA MARAÑA DE OPCIONES
Hay aproximaciones a la creatividad que probablemente ya habrás oído en clase. No nos interesan esas. La idea es trabajar con otras menos previsibles: enseñar a pensar desde lugares inusuales. Además de que te guste la creatividad publicitaria, tienen que gustarte más cosas. El filtro para aceptarte está ahí.

Por práctica creativa entendemos trabajar sobre escenarios permanentemente imperfectos.

Es decir, pensar desde la incomodidad que plantea el peor briefing posible, desde la falta de tiempo, la precariedad presupuestaria. La práctica creativa a que aspiramos incluye pensar como lo hacen los demás mecanismos de una agencia, como lo hace el público, como lo hace un cliente. Aprender a negociar con sus expectativas, sus prioridades, su visión de la comunicación comercial es igual de importante que aprender a negociar con las tuyas propias cada vez que te sientas a pensar.
CURSO DE SUPERVIVENCIA DELANTE DEL CLIENTE
Es un curso flexible en la medida en que lo sea el tiempo de que dispongas. Puedes asistir a todas las horas del curso. Puedes realizar todos los ejercicios. Puedes pedir más. Puedes pedir menos. Lo seguro es que nosotros pediremos mucho. Porque es la forma en que funciona el mundo fuera de los cursos. Porque algunos de los trabajos que hagas podrían salir. Porque una escuela creativa es la que sabe que los exámenes reales vienen luego.

Y porque un portfolio que huele a trabajos reales es mucho mejor que uno que huele a trabajos falsos.

Dura tres meses.
Cuesta 1.900 eur. (IVA incluido)
Y hay 1 posibilidad entre 15 de que te salga más barato. Aquí puedes mirarlo.
Este es el progrma. Y ésta la puerta. Programa Curso Formulario Inscripción